jueves, 28 de julio de 2011

Pompoko (1.994)

Bueno, siguiendo un poco con la vena peliculera y serialera de las últimas entradas, hoy vengo a recomendaros un ánime  (peli de animación japonesa), que a buen seguro os gustará. (En el caso de que no la hayáis visto aún).

Como habréis podido imaginar por el título de la entrada, se trata de "Pompoko", de la mítica productora Studio Ghibli.

En realidad debería estar escribiendo la reseña de "El Lunes empieza el Sábado", pero me temo que no va a ser muy positiva ya que me ha decepcionado bastante su lectura. Por ello he decidido posponerla un poco, para cuando tenga algo más de ganas.

Si os paráis a pensar un momento, la mayoría de las películas de ánime que hayáis visto serán probablemente de Studio Ghibli.

Studio Ghibli se fundó en 1.985, y surgió de la mano de Hayao MiyazakiIsao Takahata (director de las archiconocidas series clásicas de Toei Animación, "Heidi" y "Marco").

Entre sus películas podemos citar a "Porco Rosso", "Kiki, aprendiz de bruja", "Mi vecino Totoro", "La princesa Mononoke", "Nausicaa del valle del viento", "El viaje de Chihiro", "El Castillo Ambulante", "Ghost in the Shell II"... En fin muchas y buenas películas.

Además, lo bueno que tienen la mayoría de las películas de esta productora es que, amén de ser historias muy imaginativas y bellas, están llenas de fantasía y color. Son películas que defienden siempre una serie de valores como la tolerancia, la defensa del medio ambiente y el amor por la naturaleza, el respeto por las tradiciones, la amistad, el amor...

Siempre transmiten calidez y candidez, pero con una clara intención de entretener y hacer reflexionar.

Evidentemente no todas las películas de Studio Ghibli tratan estos temas, aunque lo normal es que en cualquiera de sus metrajes se vea reflejada en mayor o menor medida, alguna de estas características.

"Pompoko" es un claro ejemplo de ello. Está muy en la línea de "La princesa Mononoke".

Fue estrenada en 1.994, y su director es el antes mencionado, Isao Takahata. Los protagonistas son Tanuki, o perros-mapache típicos de Japón y que parece ser que son muy admirados dentro del folclore y mitología japonés.

La película nos cuenta la historia de una colonia de mapaches que vive apaciblemente en un entorno rural de Japón. Éstos conviven prácticamente con los humanos, en paz y armonía hasta que una empresa comienza a desarrollar un plan de urbanización que pretende acabar con casi todo el bosque donde viven.

Curiosamente muchos de los miembros de la colonia de mapaches tienen la capacidad de transformarse en cosas o incluso en seres humanos si así lo desean. De esta manera, empezarán a idear un plan para tratar de parar el avance de la "civilización" humana.

Inicialmente los mapaches se entrenarán a fin de introducirse, transformados en seres humanos, dentro de las ciudades para tratar de conocernos mejor y averiguar la forma de parar la destrucción de su bosque. Poco a poco, y viendo que los resultados no son esperanzadores, comenzarán a surgir facciones entre los mapaches que abogarán por un estilo más contundente y se lanzarán a una lucha abierta en contra de los humanos, usando sus habilidades para crear ilusiones con las que asustar a los trabajadores y boicotear las obras hasta paralizarlas.

De esta manera, los mapaches atacarán y asustarán, aunque con escasos logros, pues siempre que consiguen echar a algún grupo de humanos, enseguida aparece otro dispuesto a seguir con la deforestación del bosque.

Buscarán también la ayuda de tres maestros de la transformación, para tratar de conseguir llevar a cabo su plan. Como momentaba al principio, la película tiene grandes dosis de creatividad y originalidad. Esto se demuestra sobre todo en las creaciones e ilusiones que producen los maestros con el fin de asustar a los seres humanos.

Cabe destacar la fantasmagórica procesión que llevan a cabo en plena ciudad, en la que se pueden ver todo tipo de fantasmas y monstruos  sobrevolando y recorriendo la ciudad, asustanto a todo ser humano que pillan por banda. La verdad es que es una escena larga, quizá un poquito pesada, pero en cualquier caso interesante y llamativa. Me recordó en parte al Delirium Tremens de "Dumbo"Vamos, una de esas escenas en la que sabes piensas que el director estaba bajo la influencia de alguna sustancia ilegal en el momento de su concepción...

La película está acompañada en todo momento de una voz en off, que irá relatándonos historias y explicaciones sobre lo que vamos viendo, además de una estupenda banda sonora.

El final, aunque desalentador, deja un pequeño hueco abierto a la esperanza de que un mundo mejor (para todos) es posible.

A continuación os dejo un pequeño trailer para que veáis un poco de que trata...


¡Disfrutadla!

6 comentarios:

Jolan dijo...

Reconozco que no he visto demasiadas obras de los Estudios Ghibli, pero aquellas que sí lo he hecho, sin llegar a no gustarme, tampoco me han llenado mucho. La imaginación, el color y esa intención de invitar a la reflexión, como comentas, son puntos a su favor. Sin embargo los argumentos casi siempre me parece que tienden un poco demasiado a lo surrealista, con muchas escenas como las que citas, rollo alucinógeno. :D

Me pasó con El viaje de Chihiro y con la adaptación de Terramar en anime. Pero bueno, tendré que tantear alguna otra y ya veremos.

Sobrasada Cósmica dijo...

Hola Jolan,

Tal y como comentas, en todas las películas que he visto hasta ahora siempre hay un puntito de "ida de olla", con elementos un tanto surrealistas, que normalmente cuesta asimilar.

Creo que es como un "sello de identidad", marca Ghibli.

Por ahora mis preferias son "La princesa Mononoke", "Porco-Rosso" y "El Castillo Ambulante".

Algo pasa con Mey dijo...

Por Zeus,creo que voy a dejar de leerte hoy porque sino me voy a pasar la tarde comentándote...

Soy amante y loca fan de los Estudios Ghibli y de Miyazaki.Tengo la habitación llena de Totoros en todas sus formas y tamaños.La última peli que vi de Miyazaki fue "Ponyo en el acantilado", si no la has visto te la recomiendo. Es preciosa y en fin,en la misma linea que el resto.

Justamente después tenía pensada ver esta que recomiendas,Pompoko.Una vez más me has impulsado para que me decida a ver algo^^

Un abrazo friki

Txema dijo...

Jejeje, hola Mey. Tomo nota de tu recomendación, pues todavía no he visto la de Ponyo y ya le tengo ganas. A ver si le pongo remedio en estos días de vacaciones "semanasantiles" :D

Saludos.

Algo pasa con Mey dijo...

Ya la he visto!Me ha encantado!quiero ser un mapachito y transformarme así!muy bonita,me ha sorprendido.

Un besín amapachado.

Txema dijo...

Jejeje. Hola Mey. ;e alegro que te haya gustado.

Pues yo a ver si en estos días que vienen puedo ver la de Ponyo, aunque voya a andar escaso de tiempo.

¡Un saludo!